lunes, 30 de marzo de 2015

Terrario exterior para tortugas terrestres

Aquí hago una descripción paso a paso de cómo he construido un recinto exterior para tortugas. Pienso es un recinto ideal para aquellos que como yo, aún no disponiendo de terreno o campo al exterior, disponemos de alguna terraza / ático y no nos interesa hacer nada de obra y queremos evitar que ande en contacto directo con el suelo para evitar los males que eso representa para el bienestar de la tortuga.
El recinto está hecho en su totalidad con madera de pino de Flandes. La madera está tratada con sales minerales en baño de autoclave, lo que le añade una alta durabilidad en condiciones extremas a la intemperie. Son listones machihembrados de un grosor de 22 mm. Las dimensiones totales del interior son de 1,70 m de largo por 1 m de ancho.

Listones de madera de pino de Flandes

Detalle de la base, que es el punto de partida del montaje

Una vez tenemos la base, se procede al montaje de los postes que hacen de esquina y del resto de paredes del recinto.




En la base se han colocado ruedas que aguantan peso de verdad, estas en concreto aguantan 100 kg cada
una y hay 5 (una en cada esquina y una en el centro).







Para todo el ensamblaje se han usado tornillos inoxidables y pegamento de contacto.
Para hacerlo accesible y práctico a la vez, hice que los cerramientos tanto frontales, laterales, como superiores, fueran desmontables, por lo que procedí a hacer marcos cerrados en su contorno con malla metálica.




En la base del recinto se han practicado unos agujeros en modo de desagüe y se ha colocado malla fina para evitar que las bolas de arlita que pondremos a continuación, no se cuelen en los agujeros y los obstruyan.




La arlita son bolas de arcilla de venta en tiendas de jardinería, que nos van a servir para crear una capa de material drenante en el fondo del recinto.




Después de llenar con unos 10 cm aproximadamente de altura de arlita, se procede a rellenar con el sustrato adecuando dependiendo de la especie de tortugas que se quieran alojar en el futuro.
Para evitar peso innecesario, se ha rellenado parte del fondo con garrafas de agua vacías y (opcional) se ha colocado una tela plastificada permeable que me permite evitar que el sustrato se mezcle con la arlita. Esta tela no es del todo necesaria, pero lo he creído conveniente para evitar que el sustrato y la arlita se mezclen, y así facilite la limpieza completa del recinto cuando sea oportuno.




Está provisto de un plástico para en caso de anuncio de lluvias fuertes se pueda tapar de manera excepcional e incluso para posibles heladas.




Aquí se puede ver un detalle de la accesibilidad. En pocos segundos todo el recinto queda accesible para su limpieza/mantenimiento.





Y aquí ya terminado:




Aquí se pueden ver detalles del interior del recinto ya habilitado para alojar a las tortugas:








Texto e imágenes: Tortugamax

  
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...